Biografías: Ciencia Ficcion

Utiliza este formulario para buscar biografías

Antorcha Humana

1961

Es un personaje ficticio, un superhéroe que aparece en los cómics publicados por Marvel Comics.

La Antorcha Humana

 

Es un personaje ficticio, un superhéroe que aparece en los cómics publicados por Marvel Comics. Él es un miembro fundador de los 4 Fantásticos. Creado por el escritor Stan Lee y el artista Jack Kirby, el personaje apareció por primera vez en Fantastic Four, Vol. 1, #1 (Noviembre de 1961). Un similar, sin relación con el personaje del mismo nombre y poderes había sido creado en 1939 por el escritor-artista Carl Burgos para la compañía predecesora de Marvel Comics, Timely Comics.

Al igual que el resto de los 4 Fantásticos, la Antorcha Humana obtuvo sus poderes en una nave espacial bombardeada por rayos cósmicos. Él puede convertir su cuerpo en llamas, es capaz de volar, puede absorber el fuego sin causar daño a su propio cuerpo, y puede controlar cualquier llama cercana con la pura fuerza de voluntad. “¡Llamas a mí!, la frase que la Antorcha habitualmente grita cuando enciende su cuerpo en llamas, se ha convertido en su eslogan.

Es el más joven del equipo, temerario e impetuoso en comparación con su hermosa y compasiva hermana, Susan Storm, su sensato cuñado, Reed Richards, y el gruñón de Ben Grimm.

En la década de 1960, él protagonizó su propia serie, publicada en Strange Tales. Él también es un amigo y frecuente aliado de Spider-Man, quien tiene aproximadamente la misma edad que la Antorcha.

Chris Evans lo interpretó en la película de Los 4 Fantásticos y su secuela, Los 4 Fantásticos y Silver Surfer.

Poderes y habilidades

Johnny Storm ganó varios poderes sobrehumanos como resultado de los efectos mutagénicos de la radiación cósmica a la que estuvo expuesto, todos los cuales están relacionados con el fuego. Su principal poder es la capacidad de envolver su cuerpo en plasma ardiente sin causarle daño, en donde es capaz de volar proporcionando el empuje detrás de sí mismo con su propia llama, y también generar poderosas corrientes y / o bolas de fuego. Él también puede manipular su llama de tal manera para darle forma de anillos y otras formas. Incluso cuando no está envuelto en llamas, Storm tiene la habilidad de controlar cualquier llama dentro de su rango de visión inmediata, haciendo que aumente o disminuya o se mueva en un patrón dirigido por sus pensamientos. Además, él es capaz de absorber el fuego / plasma en su cuerpo sin efectos perjudiciales. Él ha demostrado su habilidad para detectar huellas de calor (visión infra-roja).

El campo de plasma que rodea su cuerpo es lo suficientemente caliente como para vaporizar los proyectiles que se le acercan, incluyendo balas. Generalmente, él no extienden esta llama a más de pocos centímetros de su piel, para así no encender objetos cercanos. Storm se refiere a su producción máxima de llamas como “Supernova”, la cual puede liberar en todas las direcciones. La llama de cualquier temperatura inferior a esta no puede quemar o dañar a la Antorcha. Esta efecto “nova” puede ocurrir de manera espontánea cuando él absorbe una cantidad excesiva de calor, a pesar de que él momentáneamente puede suprimir la liberación cuando es necesario, con un considerable esfuerzo. Storm también puede dirigir rayos momentáneos de la “Supernova” como un arma.

Storm ha demostrado un control suficiente como para que él pueda sostener a una persona al estar en llamas sin que la persona sienta un calor incómodo. Su conocimiento se extiende a la información general sobre el fuego, con el apoyo de visitas regulares a varias conferencias en estaciones de bomberos en Nueva York. Durante un enfrentamiento con Kraven el Cazador donde fue envenenado, Johnny fue capaz de curarse sobrecalentando su sangre para quemar la toxina sin que Kraven se diera cuenta.

La habilidad de Storm para encenderse está limitada por la cantidad de oxígeno en su entorno, y su llama personal ha sido extinguida por cantidades suficientes de agua, espuma ignífuga, y entornos al vacío. Él puede volver a encenderse inmediatamente una vez que se devuelva su oxígeno, sin efectos negativos.

Al principio de su carrera, como es visto en Fantastic Four #1-2, Storm fue representado como la transmutación de su propio cuerpo en una llama viviente; en todos las apariciones posteriores su poder consistía en la generación de un aura de fuego.

Storm fue entrenado en combate cuerpo a cuerpo por La Cosa, y es muy hábil en el uso de sus poderes sobrehumanos en combate. Él también es un conductor, mecánico y diseñador de autos de carreras.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *