Sección: Gobierno Ciudadano 15 Mayo 2017 07:00 am

Dr. Enríquez un presidente de resultados y respaldo de su gente

  • El Alcalde, José Ramón Enríquez Herrera, a través del INMUVI, ofrece un intercambio total de lo que tienen construido en sus terrenos de la presa del Hielo, por una casa totalmente nueva, con todos los servicios básicos, pero sobre todo vivirán en una zona más segura.
  • A las personas que decidan reubicarse, el Gobierno Municipal les brindará certeza legal para acreditar la propiedad.
  •  El Dr. Enríquez no ha dejado solas a las familias que viven cerca de la Presa del Hielo

Después de la contingencia que se presentó el año pasado en Durango, el Presidente Municipal, José Ramón Enríquez Herrera, se ha mantenido cercano a las familias que viven cerca de la Presa del Hielo, es por ello que ya se realizan trabajos por parte de las tres órdenes de gobierno para prevenir posibles inundaciones en la próxima temporada de lluvias.

​Como parte del compromiso del Dr. Enríquez de vigilar el bienestar de las familias que viven en este asentamiento, les ha dado la posibilidad de reubicarlas en un área segura, con una vivienda digna que les permita vivir con tranquilidad al estar fuera de una zona considerada de riesgo, aunado a tener una mejor calidad de vida.

​María Sánchez Guerrero, habitante de esta colonia, agradeció la atención por parte del Dr. Enríquez por estas acciones en favor de las personas que viven cerca de la presa, ya que el hecho de poder reubicar a las familias que lo desean a un lugar más seguro, habla de su interés por los ciudadanos.

​La joven Milagros Hernández, que vivió momentos que la dejaron marcada el pasado 29 de septiembre, compartió que el acercamiento que hace el Dr. Enríquez es productivo, ya que ella y su familia consideran viable la reubicación que el gobierno municipal ofrece pues, es muy peligroso estar tan cerca de una presa que se puede desbordar en cualquier momento.

​El director municipal de Desarrollo Urbano, Tomás Héctor Mitre Camargo, informó que se trabajará en la rectificación del arroyo, además de buscar las estrategias que permitan reubicar a estas familias con el fin de salvaguardar su integridad y seguridad, agregó que ya se cuenta con opciones de terrenos en los que se podría dar este desarrollo habitacional, mismas que se han dado a conocer a quienes viven en este lugar.

​Juan César Quiñonez Sadek, titular del Instituto Municipal de la Vivienda (INMUVI), afirmó que actualmente han sido 10 familias que han aceptado la reubicación, y se tiene el acercamiento con otras siete, a quienes se les propone un intercambio total de lo que tienen construido, por una casa totalmente nueva, con todos los servicios públicos y lo fundamental, en una zona donde no hay riesgo.

​Al momento de aceptar este intercambio, se dona el terreno al gobierno del Estado o federal para que sirva de demolición y hacer un proyecto de espejo de agua, que mitigue el riesgo de un posible desbordamiento.

​Quiñonez Sadek informó que ya se cuenta con un predio nuevo de 1.8 hectáreas en la colonia Amalia Solórzano, que aunque se encuentra cerca de la presa del Hielo, es una zona que garantiza mayor seguridad a las familias, así como también les elevará su calidad de vida al contar con todos los servicios.

​Al aceptar la reubicación, los duranguenses que se encontraban en zona de riesgo, ahora tendrán certeza legal, al contar con su título que acredita la propiedad, por lo que se les asegura su patrimonio familiar; en el caso de quienes viven en renta, ahí solo se les exhorta a conseguir otra vivienda en otra zona, así como a los dueños, se les pide donar su terreno.

​Desde el pasado 29 de septiembre se levantó el padrón de casas que se encontraban en riesgo, y a la fecha se sigue actualizando, aunque lamentablemente no todos han aceptado el acuerdo de reubicación a una zona más segura.

​Los trabajos que realiza la actual Administración municipal que encabeza el Alcalde, José Ramón Enríquez Herrera, no bajarán el ritmo y estarán de cerca con los tres niveles de gobierno para crear un cauce más libre y proteger a las familias que aún no deciden reubicarse.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *