Sección: Municipio de Durango 9 junio 2020 07:00 am

Llama Salum a la conciencia ante aumento de casos con COVID-19

  • Si las sanciones y temor a contagio no generan orden en los duranguenses, se retrocederá a las restricciones económicas.

Ante el incremento de contagios COVID-19 en la capital del estado, el alcalde Jorge Salum del Palacio hizo un llamado a la conciencia de los duranguenses y pidió no bajar la guardia para evitar lamentables consecuencias.

Recordó que hace una semana se retomaron las actividades económicas y se marcaron protocolos para que operen los establecimientos que abrieron sus puertas; sin embargo, en algunos cumplen con las medidas, pero otros no.

Como Gobierno Municipal se han realizado acciones para facilitar el desarrollo de las actividades, como distribución de apoyos alimentarios, sanitización de espacios públicos, instalación de lavamanos, filtros de revisión, distribución de cubrebocas, entrega de kits especiales a personal de salud, traslado de personal médico y orientación a los ciudadanos, incluso apoyos económicos a comercios locales.

“Desafortunadamente estos esfuerzos no servirán de nada si los ciudadanos no toman en serio la peligrosidad del virus y lo valioso de la implementación de las medidas de prevención”, recalcó. La reactivación económica no está peleada con la responsabilidad de aplicar las medidas de prevención; por ello, se mantendrán e incrementarán los operativos de cierres de establecimientos que no cumplan con los protocolos, advirtió.

Anunció la creación de un Grupo de Inspección Municipal COVID-19, con personal de diversas dependencias, que mantendrá una estricta vigilancia en las actividades económicas, para un trabajo más ordenado y rápido.

Además, el Gobierno Municipal mantendrá el esquema de guardias y horarios fraccionados, además reforzarán se las medidas de prevención. Comerciantes y clientes deben entender que las acciones de prevención que tomen serán en beneficio de ellos mismos y sus familiares y amigos, pero en caso contrario “su irresponsabilidad la podremos padecer muchos, por lo que nos obligarán a sancionarlos en caso de ser necesario”, reiteró.

Y si las sanciones y el temor de adquirir COVID-19 no hacen que los duranguenses mantengan el orden, los contagios seguirán aumentando “y nos obligaría a retroceder en las restricciones económicas nuevamente, lo cual sería un duro revés para miles de personas”. Lamentó la vulnerabilidad en que se encuentra el personal médico ante la omisión de los ciudadanos a las medidas de prevención, ya que se está presentando una cantidad alta de casos positivos, lo que causaría un mayor número de contagios y el debilitamiento de los sistemas de salud.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *